Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

EE UU impide que sus soldados desplazados en el extranjero accedan a YouTube, MySpace y PhotoBucket

El Ejército ha bloqueado el acceso a una docena de sitios de vídeo, música, fotografía y redes sociales

El Ejército de EE UU suele facilitar el acceso a Internet a los soldados que se encuentran desplazados en todo el mundo, pero el Departamento de Defensa no quiere filtraciones, por lo que impide que se conecten a YouTube, MySpace y otros 11 populares sitios de Internet.

Vídeos de las acciones terroristas contra las tropas de EE UU presentes en Irak aparecen cada cierto tiempo en YouTube, donde cualquiera puede presenciar los actos de la insurgencia. Estas imágenes podrían desmotivar a los soldados, pero no podrán verlas desde sus cuarteles, pues la página web se encuentra entre la lista de sitios que no pueden visitarse desde los ordenadores del Ejército de EE UU.

Mandos militares han elaborado un informe en el que se señala que el objeto del bloqueo del acceso a páginas de Internet es proteger información considerada sensible y evitar que las redes del Ejército se sobrecarguen de tráfico por el acceso de los soldados a webs como YouTube.

La lista de sitios censurados incluye a otros sitios de vídeo online, como Metacafe, IFilm, StupidVideos y FileCabi. También se impide el acceso a redes sociales como MySpace, BlackPlanet y Hi5, las webs de música Pandora, MTV, 1.fm, y live365, y el sitio de fotografía Photobucket.

"La navegación recreativa afecta a la red del Departamento de Defensa y a su ancho de banda, y supone un desafío significativo para la seguridad, señala el informe elaborado por el general B.B. Bell.

Las fuerzas armadas siempre han mostrado interés por controlar la información procedente de sus integrantes, pues las filtraciones podrían poner en peligro la seguridad de algunas operaciones. Pero la política de bloque confirmada por este informe oficial es diferente a la seguida hasta ahora, pues se dirige directamente contra el uso de páginas que permiten enviar mensajes y compartir fotos, vídeos y sonidos con la familia y los amigos.

El bloqueo, no obstante, se produce únicamente cuando se accede a Internet desde los ordenadores proporcionados por el Ejército, y no afecta a los soldados que utilicen su propio PC para conectarse. Poco consuelo para quienes se encuentran cumpliendo misiones en países como Irak o Afganistán, donde las únicas redes disponibles son las que facilita el Departamento de Defensa.