Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Adobe acusa a Apple de "encerrar" a los consumidores en su ecosistema

La empresa atribuye las críticas de Jobs a intereses comerciales y no tecnológicos

Menos de 24 horas después de la furibunda carta de Steve Jobs, Adobe ha replicado. El comunicado, más escueto, niega que el rechazo de Apple a Flash sea sólo por cuestiones tecnológicas. Eso, dicen, "es una cortina de humo" y acusa a Apple de "encerrar a consumidores y creadores".

Ayer Steve Jobs desgranó los seis motivos por los que su compañía rechaza que Flash funcione en sus aparatos móviles, como el iPhone. Flash es de la "era del PC no de los móviles", dijo Jobs. Flash es "de la época del ratón, no de las pantallas táctiles". Flash "no es abierto, como HTML, CSS y Javascript". Flash tampoco "es seguro ni estable y gasta más más batería". El jefe de Apple reconocía que como Flash era multiplataforma su compañía no "puede depender de otra". Por último, tras acusar nuevamene a Adobe de no hacer sus deberes, Jobs les sugería que se centraran en crear buenas herramientas basadas en HTML5 y se dejaran de criticar a Apple "por haber dejado atrás el pasado".

Para Adobe, "la estrategia de Apple bloqueando Flash y otras tecnologías está diseñada para proteger un modelo de negocio que encierra a los desarrolladores y consumidores. Los cambios en la política de licencias de Apple lo prueban".

El fabricante de software también aprovecha el comunicado, que no va firmado por el jefe de la compañía, Shantanu Narayen, para anunciar que lanzarán "una versión de prueba de Flash 10.1 para Android (Google) el próximo mes" y que esperan "presentar la definitiva en junio".

Adobe insiste en que seguirán "trabajando con los principales fabricantes de hardware y con nuestros clientes para ofrecer las mejores herramientas, contenidos y aplicaciones a través de un amplio abanico de pantallas". Su apuesta es Flash y Air. "Al final, creeemos que el mundo multiplataforma triunfará", dicen.

Guerra de 'codecs'

En este debate sobre las aplicaciones para reconocer determinado tipo de archivos en HTML5, las principales empresas van tomando posiciones. Ahora lo ha hecho Microsoft, que ha anunciado que la próxima versión de su navegador Internet Explorer, la novena, soportará HTML5 pero con un único codec, el H.264. Según la nota de la compañía, "el futuro de la web está en el HTML5 y Microsoft está profundamente comprometida en el proceso junto al consorcio W3C".

La decisión afecta directamente a Mozilla que apuesta por otro codec de HTML5, el Ogg Theora. En el comunicado, Microsoft no menciona esta posibilidad, simplemente subraya que los derechos de propiedad intelectual sobre el H.264 están claramente definidos por MPEG LA (empresa que licencia patentes), mientras que "los derechos de otros codecs están menos claros".

Esta sopa de siglas va a crecer en el futuro. Google, en colaboración con Mozilla, planea liberar el codec de vídeo VP8, como programa abierto. Este codec fue desarrollado por la empresa On2, adquirida por Google.

Complicar la vida de los desarrolladores

En una entrevista exclusiva con The Wall Street Journal realizada ayer tras publicarse la carta de Jobs, el máximo responsable de Adobe insiste en que los problemas tecnológicos mencionados por Apple son una "cortina de humo". Narayen aseguró que más de 100 aplicaciones creadas con Flash han sido aceptadas en la tienda de Apple. "Cuando se apela al lenguaje de concesión de licencias" para restringir este tipo de desarrollo, "no tiene nada que ver con la tecnología".

Estas "limitaciones", según Narayen, complicaran el trabajo de los desarrolladores, que "duplicarán sus esfuerzos. Ellos tratan de crear productos que funcionen en muchos aparatos. Ahora, por un lado desarrollarán para Apple y, por el otros, para el resto de fabricantes".

Narayen también aprovechó la entrevista para negar determinadas afirmaciones de Jobs. Por ejemplo, aseguró que si los ordenadores Mac fallan, como dice Jobs, "no es por culpa del software de Adobe sino del sistema operativo de Apple". Y que los problemas de batería con Flash son "manifiestamente falsos" y que hasta le divierte la afirmación de Jobs de que Flash una plataforma cerrada cuando "es una especificación abierta".