Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Eurodiputados alertan contra una propuesta para combatir la pedofilia en Internet

La declaración suscrita por más de 300 parlamentarios europeos supondría obligar a los buscadores a retener los datos de navegación de los internautas hasta dos años.- Varios firmantes retiran su apoyo al texto porque consideran que han sido engañados con un redactado confuso

Dos eurodiputados del Partido Popular Europeo presentaron en abril una Declaración Escrita para crear un sistema de alerta rápida (SARE) contra la pedofilia y el acoso sexual. La declaración ha recogido más de 300 firmas. Sin embargo, algunos eurodiputados consideran que han sido engañados con el redactado de la propuesta y están retirando su firma. Como explica Nacionred, en la declaración se recomienda ampliar la directiva 2006/24/CE a los buscadores, sin más aclaraciones. Luego, los parlamentarios han advertido que esta ampliación supone imponer a los buscadores la obligación de conservar los datos de navegación de los internautas de seis meses a dos años. La Asociación de Internautas se ha sumado a la alerta contra lo que consideran un engaño intelectual y una manera fraudulenta de intentar imponer una normativa.

Raúl Romeva, eurodiputado del grupo Verdes ha explicado a este diario que su grupo parlamentario se reunió para estudiar la declaración y decidieron no suscribirla. "Consideramos que era contraproducente porque detrás de una buena intención, que todos suscribimos, se proponía una herramienta que tiene el peligro de ser utilizada para otros fines fraudulentos".

María Muñiz, eurodiputada socialista ha explicado a este diario que su grupo se reunió la semana pasada para analizar el tema y se decidió que no se debía firmar la declaración y que si algún diputado, "por error o por estar pensando únicamente en el principio que la motiva", lo hubiera hecho...debía retirar la firma. "Todos estamos a favor de combatir estas agresiones pero es improcedente tratar de hacerlo modificando una directiva que tiene otra dimensión". Muñiz quiere suponer que hubo buena intención en los diputados del PPE que propusieron la declaración y que no quisieron utilizar un asunto para modificar otro, "que tiene que ver con la protección de datos y requiere una legislación a la que hay que llegar sin buscar atajos".

Retirada de firmas

La citada directiva requiere a los proveedores de Internet y a las operadoras a retener los datos (origen, destino, fecha y duración de la comunicación) durante un periodo de seis meses a dos años. La aplicación de la Declaración Escrita supondría ampliar esta obligación a los buscadores.

Una Declaración Escrita se considera que expone la posición oficial del Parlamento Europeo cuando suma la mitad de las firmas de los eurodiputados. Hasta ahora, han recogido 324. La eurodiputada socialista Françoise Castex, que ha retirado su firma, asegura que se trata de instrumentalizar la lucha contra la "pedopornografía" para hacer votar leyes que restrinjan las libertades fundamentales. Nacionred cita a la eurodiputada Cecilia Wikstrom (ALDE), que ha enviado un correo electrónico a sus compañeros explicando que había sido engañada. "No tenía conciencia de haber hecho algo para fortalecer la directiva sobre retención de datos, al descubrirlo he retirado mi firma" Otro tanto ha hecho Alexander Alvaro. El eurodiputado del Partido Pirata Christian Engstrom considera que en nombre del combate contra la pornografía infantil se pretende recortar los derechos ciudadanos.